Doce propósitos financieros para 2012

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) recomendó 12 acciones efectivas para mejorar las finanzas y empezar 2012 con el pie derecho.

A través de su programa ‘Educación financiera’, afirma que por más que los usuarios pongan borregos detrás de la puerta, barran su casa, usen ‘chones’ amarillos y coman 12 uvas este fin de año, no se harán más ricos si carecen de hábitos financieros sanos.

Así, sugirió 12 propósitos financieros para el año que está por comenzar: En primer lugar, ‘conocer las reglas del juego’, para lo cual antes de contratar un producto o servicio financiero hay que consultar cómo funciona, cuánto cuesta y si se adapta a sus necesidades.

El segundo consiste en ‘optimizar recursos’ y vigilar que en la casa no se desperdicie energía eléctrica o comida, por ejemplo.

En tercer lugar hay que ‘utilizar las tarjetas como medio de pago’, lo que implica gastar en lo que se tiene presupuestado y cuando se use el plástico liquidar el adeudo antes de la fecha límite.

Como cuarto propósito, la Condusef sugiere ‘crear un fondo para imprevistos’, es decir, un guardadito para emergencias en una cuenta de ahorro o cheques, para así tener dinero disponible.

Exhorta además a ‘controlar deudas’, pues cuando alguien tiene problemas para pagar las tarjetas de crédito es mejor dejar de utilizarlas y empezar por pagar la deuda más pequeña.

‘Domiciliar pagos’ es el sexto propósito, ya que cuando una persona olvida estos compromisos (tarjeta de crédito o servicios) puede representar un importante costo financiero, por lo cual es mejor utilizar el servicio de domiciliación para que éstos se realicen automáticamente en la fecha señalada.

En séptimo lugar ‘organizar las finanzas’ a través de un presupuesto, lo que permite determinar cuáles gastos se pueden reducir o eliminar, y cómo octavo propósito ‘planear gastos fuertes’, pues la planeación de éstos y el ahorro disciplinado evitan padecer crisis financieras.

También sugiere ‘diseñar un plan de ahorro e inversión’, fijarse metas, anotar cuánto dinero se necesita para lograrlas y cuánto tiempo; además ‘asegurar el patrimonio’, pues una enfermedad o desastre puede afectarlo, y para aminorar estas consecuencias económicas existen los seguros.

El propósito número 11 es ‘ahorrar para el retiro’, para lo cual hay muchas opciones como las Afore, seguros y fondos de pensión, entre otros, y en último lugar, ‘contrata deuda productiva’, ya que el crédito facilita a empresas y particulares la creación de un patrimonio, como una casa o un negocio.

Esta entrada fue publicada en Dinero y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s